22.4.15

Los jóvenes y la alimentación

La etapa entre la adolescencia y la vida adulta se caracteriza principalmente por adquirir más autonomía. Los jóvenes cada vez son más autónomos a edades más tempranas y uno de los aspectos de esta autonomía es la alimentación: cada vez deciden más qué comer. Y no tan sólo deciden qué comer, sino también dónde, cómo y cuándo quieren comer.

Este caos alimentario puede conllevar algunos desajustes en la alimentación. Esto, unido a una oferta descomunal de alimentos, acompañada de un bombardeo publicitario masivo, hace que la alimentación en esta etapa no sea todo lo correcta que debiera ser, siendo los adolescentes especialmente vulnerables y fáciles de influir.

En esta etapa de desarrollo y crecimiento está aumentando la obesidad, con todos los 
problemas de salud que ello conlleva en la etapa adulta (diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares…). Y no hay que olvidar los trastornos del comportamiento alimentario (anorexia y bulimia), que también están muy presentes.

La alimentación monótona es aburrida, y los jóvenes deben conocer la variedad de alimentos existente para poder llevar una alimentación equilibrada sin que exista falta de nutrientes.

Los jóvenes cada día son más inactivos y perezosos, encuentran el divertimiento en loslordenadores, en los 
teléfonos móviles, pero no debemos olvidar la importancia de la actividad física. Es primordial que los jóvenes se habitúen a practicar algún tipo de deporte, para favorecer su salud, su autoestima y su relación con otros compañeros.

Otra de las adicciones juveniles son los refrescos, que añaden cantidades de azúcar no siempre necesarias. La principal bebida debe ser el agua (dos litros al día). Los snacks (papas fritas, palomitas, galletas saladas, etc.) aportan una gran cantidad de energía innecesaria; por esta razón hay que aprender a consumirlos con moderación. También a los jóvenes les gusta comer en restaurantes de comida rápida, y han de aprender que en ellos también pueden encontrar alternativas saludables para acompañar a la pizza y las hamburguesas.


No hay que ser alarmistas pero si prudentes, ya que no existen los alimentos buenos ni malos, pero sí hay alimentos que se deben consumir en más cantidad o más a menudo, como son las frutas, verduras, legumbres y pescado, que tienen una presencia muy reducida en la dieta de los jóvenes.


Información obtenida de: 
Fuente: Documental sobre las causas y consecuencias de la mala alimentación. Universidad Bicentenaria de Aragua núcleo San Félix. Enlace: https://www.youtube.com/watch?v=Eq_mxJOhA84 Fecha de consulta: 20/04/15


19.4.15

¡Alarmante!

92% de los alimentos que compramos en los supermercados son importados, los canarios dependemos de las importaciones para poder obtener alimentos básicos y de consumo diario. Lo que está claro es que canarias no es un ejemplo de sostenibilidad. Se han producido un abandono y posterior deterioro de las tierras que poseíamos para el cultivos de alimentos, pero de lo que no llegamos a ser conscientes es que nosotros mismos estamos cavando nuestra tumba al considerar algo positivo ese alto nivel de dependencia del exterior del archipiélago, muchos políticos han comparado la situación de dependencia y vulnerabilidad de canarias con la situación que muchos países subdesarrollados viven, en cuanto a la escases de alimentos y a la obligada dependencia del exterior para consumir alimentos de necesidad básica. 

No se trata de datos poco contrastados, se trata de la triste realidad que vive Canarias, pero más triste es pensar que por causas ajenas a nuestra voluntad podemos quedar incomunicados, bien sea por una catástrofe natural o por cualquier tipo de impedimento que pueda hacer que lleguen los barcos con los alimentos que necesitamos para vivir. Siendo así, ¿Cuánto tiempo durara la despensa, reservas de alimentos, en canarias? Pues a verdad que es mejor ni planteárselo. A esto se le suma los grandes gastos ambientales que supone la constante importación, sea por la vía que sea (aérea, marítima, etc.) el medioambiente queda amenazado por diversas aspectos que el ser humano no puede controlar. Y por supuesto es gasto incontrolado de recursos no renovables que obviamente se utilizan para hacer funcionar los medios que trasportan esa mercancía.

Canarias cuentan con los recursos suficientes para poder producir a nivel local muchos de los productos que consumimos, frente a esta situación se han implantados una series de medidas para poder fomentar el comercio local en las grandes superficies, por ello se cuenta en los supermercados y mercados un espacio destinado a la venta de los productos locales o hechos en canarias. De esto modo se pretende impulsar, en tiempos de crisis, el comercio local de canarias y poder contribuir a que el grado de dependencias con el exterior en cuanto a los alimentos de primera necesidad se reduzca y por supuesto contribuir con el medioambiente creando unas bases o estrategias más sostenibles. Se intentara involucrar a los más jóvenes para que se comprometan con la situación, también se realizara una campaña de educación para el consumo y por ultimo reducir la implantación de empresas de comercio exterior que ponen un precio a los productos inferior al precio de producción.

Información obtenida de:
Fuente Canarias depende de la importación del 92% de alimentos de consumo básico. El Día. Enlace: http://eldia.es/economia/2012-11-05/4-Canarias-depende-importacion-alimentos-consumo-basico.htm Fecha de consulta: 14 de abril de 2015.

12.4.15

Es posible un desarrollo sostenible

Vivimos en una sociedad en donde nuestra cultura consumista, justifica en buena parte nuestro actual modelo de sociedad. Así, en este modelo social se considera que una mayor oferta de bienes de consumo puestos al alcance de la ciudadanía es fundamental para lograr un mayor bienestar, y que un nivel de consumo más elevado nos da, a su vez, un grado superior de felicidad individual y colectiva. Una de las condiciones necesarias para conseguir satisfacer nuestras necesidades de consumo es el crecimiento económico. Por lo que solo una actividad económica en continuo crecimiento será capaz de satisfacer esa ilusión de conseguir el bienestar a base de consumir cada vez más. Estas creencias y valores están muy adaptados entre nosotros, hasta tal punto que uno de los indicadores clave para medir nuestro estado de bienestar suele ser el incremento del consumo.

Sin embargo, cada vez son más las valoraciones de los expertos, de científicos y de políticos que demandan la necesidad de replantearse seriamente nuestro modelo de consumo porque se considera insostenible desde el punto de vista ambiental, económico y social. La necesidad de imprimir un cambio de rumbo al consumo ya fue destacada en la Cumbre de la Tierra de Río de Janeiro del año 1992. En él se marcaron objetivos de alcance internacional como:
  • “Promover modalidades de consumo y producción que reduzcan la presión sobre el medio ambiente y satisfagan las necesidades básicas de la humanidad".
  • "Mejorar la comprensión de la función que desempeña el consumo y la manera de originar modalidades de consumo sostenibles".

Las llamadas 'Agendas 21' locales son fruto de esta cumbre. Según se recoge en los acuerdos de la Cumbre Mundial celebrada en Johannesburgo (2002):
  • “el modelo actual de desarrollo, que ha dado privilegios y prosperidad a aproximadamente el 20% de la humanidad, también ha cobrado un precio alto en deterioro del planeta y agotamiento de sus recursos”.
El modelo predominante de producción y elaboración de productos para consumo se basa en la utilización de enormes cantidades de recursos naturales y artificiales que provocan irreversibles deterioros medioambientales. Para que podamos caminar hacia un modelo de producción consumo más sostenible, es necesario que avancemos hacia un modelo de producción y de consumo de recursos naturales, para lo cual se necesita que:
  • Los recursos naturales renovables no se usen a una velocidad superior a su propia tasa de renovación y crecimiento.
  • Los recursos naturales no renovables tienen que ser utilizados a un ritmo equitativo a la tasa de sustitución por otros recursos renovables.
  • La emisión de residuos y contaminación no puede exceder la capacidad de asimilación y autodepuración de los ecosistemas.
Las estrategias prioritarias para un consumo más responsable y sostenible se deben centrar en el consumo final de los productos, especialmente en las conductas de los consumidores como usuarios finales de bienes y servicios. Los productores tienen que aceptar la responsabilidad de los productos que ponen en el mercado, de manera que se eviten la contaminación y los residuos en el proceso de fabricación, y que al final de su ciclo de vida, puedan ser reciclados y reutilizados, para evitar de ese modo un mayor consumo de recursos naturales.

Para ello desde las Administraciones deben fomentar normas, precios e incentivos que faciliten la adopción de hábitos de consumo más responsables y racionales. Por otra parte, los consumidores, necesitan una mayor información y mecanismos de participación para ejercer su responsabilidad individual y colectiva en las compras. Por lo tanto un consumidor responsable es un consumidor sensibilizado, informado, crítico y consciente, es decir, preocupado por las posibles repercusiones económicas, sociales y medioambientales que acompañan a las sociedades de consumo.

Por último, hay que destacar, que para llevar a cabo un desarrollo sostenible real es importante una buena responsabilidad desde parte del Gobierno, las empresas hasta llegar a la  ciudadanía, con la finalidad de generar una actividad responsable y respetuosa con el entorno y la sociedad, dando un mayor valor a la economía ambiental.Vivimos en una sociedad en donde nuestra cultura consumista, justifica en buena parte nuestro actual modelo de sociedad. Así, en este modelo social se considera que una mayor oferta de bienes de consumo puestos al alcance de la ciudadanía es fundamental para lograr un mayor bienestar, y que un nivel de consumo más elevado nos da, a su vez, un grado superior de felicidad individual y colectiva. Una de las condiciones necesarias para conseguir satisfacer nuestras necesidades de consumo es el crecimiento económico. Por lo que solo una actividad económica en continuo crecimiento será capaz de satisfacer esa ilusión de conseguir el bienestar a base de consumir cada vez más. Estas creencias y valores están muy adaptados entre nosotros, hasta tal punto que uno de los indicadores clave para medir nuestro estado de bienestar suele ser el incremento del consumo.

Información obtenida de:
Fuente: Un análisis de dos conceptos que privan en la estrategia del desarrollo global. Jhonny Santodomingo. Enlace: http://www.estrucplan.com.ar/articulos/verarticulo.asp?IDArticulo=1583 Fecha de consulta: 11/04/15
Fuente: Del desarrollo sustentable al desarrollo sostenible. Jorge Machicado. Enlace: http://jorgemachicado.blogspot.com.es/2009/08/dss.html Fecha de consulta: 11/04/15
Fuente: Cumbre mundial sobre desarrollo sostenible de Johannesburgo. Freno a la pobreza y a la degradación ambiental. Carmen Alfonso. Enlace: http://hispagua.cedex.es/sites/default/files/hispagua_articulo/ambienta/n15/articulo2.pdf Fecha de consulta: 11/04/15
Fuente: Asamblea general de las Naciones Unidas. Naciones Unidas. Enlace: http://www.un.org/es/ga/president/65/issues/sustdev.shtml Fecha de consulta: 11/04/15

9.4.15

Fomentar el compromiso rural

La crisis económica ha permitido, que muchas personas mayores desempleadas, regresen a sus pueblos de origen para recurrir a la agricultura,  la ganadería, la artesanía, entre otros, habilidades que habían aprendido en la infancia, como herencia de sus antepasados. Aún sin empleo, estas personas pueden encontrarse muy satisfechas, ya que cuidando  de la naturaleza pueden subsistir, así como crear sus propios negocios.  Sin embargo, hay una parte de la población joven que no domina estos temas, por lo cual, no valoran todo el potencial que se le puede sacar  al medio rural. La tradición y el desarrollo de la cultura no solo son el pasado sino que, también pueden ser el futuro, para lo que hay que dar la oportunidad de proporcionar la formación y los conocimientos relacionados con este ámbito.

Asimismo, pueden encontrarse con la segunda edición del Encuentro Internacional de Medio Ambiente y tradiciones rurales, ARTIM 2015, bajo el lema “Todo lo cría la tierra”  que tendrá lugar del 10 al 19 de Julio  en Espinosa de los Monteros (Las Merindades). En estos  10 días se reparten 12 cursos matutinos de formación intensiva, 60 talleres y varios seminarios, en los que cuales se seguirá una temática basada en la cultura, el medio ambiente y la creación de empleo. Además, durante el encuentro se mostraran algunas actividades tradicionales de los pueblos gratuitamente y se hará un mini festival de música, llamado ARTIMUSIC 2015,  que contará con artistas procedentes del folklore, la música tradicional, incluso algún Dj. El día 18 se celebrará una feria de pequeños productores con artesanos y productores locales.

ARITM 2015 pretende atraer a la gente a los pueblos, y abrirle un mundo de posibilidades en el medio rural, donde la naturaleza  aporta todas las herramientas para vivir, desde alimentos, ropa, hierbas curativas, utensilios artesanales, pinturas rústicas, hasta el  fuego para calentarnos o cocinar los alimentos de la tierra. Sin duda, con el paso de los años y los avances tecnológicos se han generado miles de necesidades falsas que no son vitales para vivir, pero la publicidad manipula y crea relaciones ficticias entre objetos y emociones como la relación entre tener un coche y la felicidad que proporciona, por ejemplo. Aunque no se puede negar que la vida en la ciudad con todos sus lujos, facilita evidentemente todas las actividades, a través de ordenadores, móviles, coches, trenes, y una infinidad de máquinas; los cuales  promueven la dependencia y la necesidad de un cierto nivel económico. Menos mal que en épocas de crisis, a muchas personas se les rompe la burbuja superficial en la que se encuentran, y hallan en el medio rural la solución a todas sus “verdaderas” prioridades. Por muchos castillos que se construyan, el ser humano es  parte de la naturaleza y no puede escapar a ella. Así que no te lo pienses más y haz un hueco en tu ocupada agenda para acudir  a la segunda edición del Encuentro Internacional de Medio Ambiente y tradiciones rurales, ARTIM 2015.



Información obtenida de:
Fuente: Vuelve ARTIM, una apuesta por el fomento del desarrollo sostenible, las tradiciones y el compromiso rural. Nueva Tribuna (2015). Publicada el día: 8 de Abril de 2015. Enlace: http://www.nuevatribuna.es/articulo/medio-ambiente/vuelve-artim-apuesta-fomento-desarrollo-sostenible-tradiciones-y-compromiso-medio-rural/20150408095838114492.html Fecha de consulta: 08/04/2015


25.3.15

No estamos solos...

Normalmente, los niños suelen pensar,  al abrir el grifo del agua,  que siempre que quieran va a salir agua, incluso algunos adultos se dan duchas de horas, con el propósito de disfrutar de la sensación que aporta el agua en su cuerpo, la cual es muy agradable. Sin embargo, estas personas están viviendo una gran fantasía, en la que solo existen ellos mismos. Quizás  si fueran conscientes de que, casi 900 millones de personas en el mundo carecen de acceso seguro al agua potable (según cálculos de naciones unidas), sus creencias y actos cambiarían, descubrirían que no son el centro del universo y que el agua es un recurso que todos tienen derecho a disfrutar.

El abuso que se hace del agua es superior a su renovación, siendo previsible que en el 2050 su escasez será muy importante.  Pero, no solamente es controlar la cantidad de agua que se consume, hay que cuidar que residuos se echan por el fregadero o el wáter, los cuales pueden perjudicar la depuración de dicha agua o contaminar el medio de muchos seres acuáticos. La contaminación de las aguas perjudica la vida acuática, tanto animal como vegetal. Las aguas negras, la basura, los  detergentes,  los pesticidas, los herbicidas, los productos químicos, y los desechos son altamente nocivos para los peces, aves, plantas y todo organismo que viven en las aguas de ríos, mares, costas, etc.  Asimismo, se destaca como el  enseñar a la población esta información los sensibiliza y les proporciona la capacidad de actuar con responsabilidad y con criterio.

La empresa de Aqualia realiza muchos proyectos educativos, como el Concurso Internacional de Dibujo Infantil, en el Día Mundial del Agua; permite la visita a sus instalaciones, dando charlas informativas y participa en la creación de entornos sostenibles como la recuperación de las Lagunas de Medina del Campo. Además, han lanzado campañas de concienciación ciudadana, para contribuir desde casa con pequeños gestos que marcan la diferencia. Algunos hábitos positivos serian tomar baños más cortos, abrir el grifo solo en el momento que se va a utilizar, controlar el mantenimiento de las instalaciones del agua y  no verter residuos tóxicos o contaminantes.

Aqualia actúa en los más jóvenes y en las familias al completo, para difundir conocimientos sobre todo el ciclo integral del agua y  crear el sentido de responsabilidad necesario para que el esfuerzo tenga su verdadero efecto. Sin duda, Aqualia es un ejemplo de una empresa que decide educar para conseguir la gestión de un recurso tan valioso para los seres vivos.


Fuente: La opinión de Zamora. Enlace: http://www.laopiniondezamora.es/
zamora/2015/03/23/gestion-educacion-desarrollo-sostenible/831273.html

Información obtenida de:
Fuente: Gestión, educación y desarrollo sostenible. La Opinión de Zamora (2015). Enlace:http://www.laopiniondezamora.es/zamora/2015/03/23/gestion-educacion-desarrollo-sostenible/831273.html Fecha de Consulta: 25/03/2015